Traductora en ciernes

Aunque hace tiempo que me hice esta modesta página, esta es mi primera entrada en el blog. Siempre me apasionaron los idiomas desde pequeñita, desde la primera vez que mi padre me puso las canciones de los Beatles e intenté saber lo que decían, y esa afición por las lenguas a lo largo de los años no hizo sino crecer. No es de extrañar, pues, que años más tarde me encontrara estudiando Traducción e Interpretación (y con ganas de hacer Filología Inglesa también; algo que sigo planteándome para un futuro). Sin ser del todo vocacional ni tener mucha idea de para qué me serviría todo aquello descubrí una profesión fascinante, con la que aprender algo nuevo cada día, y en la que cada encargo es un reto.

Y así estoy, desde entonces, intentando abrirme camino en este mundillo, pasito a pasito, sin prisa pero sin pausa, y haciendo lo que puedo, buscando hacer bien mi trabajo, y poder vivir de ello. No hay más meta ni objetivo que esos. Como decía el poema: caminante, no hay camino, se hace camino al andar

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s